Presión sobre los no vacunados se intensifica.

Download PDF

Continúan las medidas drásticas en la guerra contra los no vacunados.

El Gabinete de Lituania, hace una semana, votó a favor de nuevas regulaciones radicales que restringirán aún más la participación de los no vacunados en la sociedad.

Si la resolución es aprobada por el parlamento, como se espera en los próximos días, todos deberán presentar un pasaporte de conformidad antes de participar en tareas diarias como: viajar en transporte público, asistir a eventos públicos (interiores y exteriores) como el teatro, conciertos y festivales… Los cafés, restaurantes y tiendas que venden artículos “no esenciales” de más de 1.500 metros cuadrados estaran fuera de los límites, incluso ingresar a instituciones de atención médica que brindan servicios de salud “no esenciales”.

Las regulaciones lituanas parecen ser unas de las restricciones más estrictas para quienes decidieron no inyectarse la vacuna COVID. Muchos otros países, incluidos el Reino Unido, Francia, Israel y parte de los EE. UU., han instituido recientemente políticas similares a pesar de que las investigaciones científicas, la CDC y los funcionarios de salud del Reino Unido han confirmado que las personas vacunadas aún pueden transmitir COVID en el mismo grado que las no vacunadas.

Estas nuevas restricciones que se extienden por todo el mundo son en respuesta al reciente aumento de casos de COVID, particularmente en países altamente vacunados. Israel, el laboratorio de pruebas para la vacunación masiva, ha alcanzado más de 3.000 nuevos casos de COVID por día, similar a la cantidad en febrero, y actualmente ocupa el puesto 11 en casos nuevos por millón, ubicándose nuevamente en la lista  de la CDC de los países de “alto riesgo”.

En respuesta, el gobierno israelí acaba de reforzar sus restricciones de “Pase Verde”, y está debatiendo un cuarto cierre nacional para septiembre, comenzó a vacunar nuevamente al grupo de más de 60 años y anunció que la prioridad número uno de la policía es hacer cumplir el mandato de los cubrebocas en ambientes cerrados, dedicando más de 1.200 agentes a esta labor y utilizando drones de vigilancia policial. Esto, a pesar de que la investigación científica y los datos empíricos han demostrado que los cubrebocas son ineficaces para reducir la propagación del COVID.

Expliquenme cómo el país con más vacunaciones en el mundo está experimentando la primera cuarta ola de COVID del mundo, y 12/13 de la mayoría de los vacunados son países rojos.

Mientras que la cuna de Delta, India, que es 100% Delta, ocupa el puesto 107 en el mundo en DPM, miren cómo van ahora:

(373 muertes en India = 1 en Israel)

Scroll to Top

Sharing a story can change the world.